"Ahora tengo mucha más vitalidad“

Play Video

CARLOS

41 años - Bajó: 50kg

Los resultados varían, dependiendo del metabolismo de cada persona

Antes de iniciar Cambridge, no me sentía contento con mi vida, no era capaz de verme al espejo y cuando lo hacía trataba de evitar ver mi cuerpo. Realmente no me aceptaba y esa frustración la trasladaba sin saber a otras partes de mi vida.

El hecho de tener frustraciones en mi vida hizo que la comida fuera un escape o una sustitución. Eso con un estilo de vida sedentario hizo que con el tiempo subiera de peso.
En diciembre mi exnovia terminó conmigo y fue un golpe muy duro pues la quería mucho. Entendí que no podía querer a alguien más si antes no me quería y me aceptaba a mí mismo, por lo tanto, mi primer paso fue verme al espejo, subirme a la báscula y aceptar mi realidad.

La verdad, no había comenzado antes, simplemente no quería ver esa parte de mi vida, yo no me quería ver como una persona con obesidad mórbida pues simplemente no me quería subir a la báscula y aceptar la realidad.

Me enteré de Cambridge Weight Plan por medio de otra consultora y una muy buena amiga, y a la cual le estoy muy agradecido, su nombre es Paulina Camacho.

Los primeros días realmente fueron sencillos, pues hice un diario de persistencia y mi objetivo era llenarlo por 30 días. La persistencia consistía en no romper mi dieta por ningún motivo por ese tiempo. Después de ese tiempo las cosas fueron fáciles.

Ahorita he ido notando toda la diferencia del mundo, antes no podía subir escaleras, vivía frustrado y con dolor en las rodillas y la espalda. Me sentía torpe en mis movimientos, vivía con sueño y cansado. Ahora tengo mucha más vitalidad, soy más ágil y he empezado a ir al gimnasio para poder construir músculo y modelar mi cuerpo.

Lo que sí fue difícil fue la parte social de mi vida, varias ocasiones preferí no salir a eventos por tal de no romper mi persistencia y eso afectó en algo mi vida social. Al final hubiera podido ir a esos eventos y hubiera podido no romperla sin problema, pero en ese momento sentía que quizás por una presión social que yo solo me creaba en mi cabeza podía llegar a romper mi persistencia.

Al principio no sentía el apoyo ni de mi familia, ni de mis amigos. Nadie creía que era capaz de realizar una dieta tan estricta y tan extrema por tanto tiempo, pero con el tiempo empezaron a entender que estaba hablando en serio y empezaron a apoyarme.

Gracias a mi diario de persistencia no fue tan difícil vencer los antojos, porque, aunque si llegaban, también pensaba que si rompía mi persistencia tenía que empezar de cero y valoraba mucho el trabajo que ya tenía hecho en cada día.

A comparación de antes, me gusta mucho la persona en la que me estoy convirtiendo, amigos míos me han dicho que soy un ejemplo y que quieren hacer lo que yo he hecho. Por otro lado, este proceso me ha hecho entender muchas cosas de como funciono como persona y he construido mi carácter y mi determinación para enfrentar situaciones adversas. Este mismo carácter lo he trasladado a otras partes de mi vida y estoy teniendo los resultados que quiero tener.

Yo creo que el mayor beneficio de seguir el plan Cambridge, fue el entender cómo funciono emocionalmente y físicamente. Me ha enseñado que no es difícil hacer algo que mucha gente considera que es imposible, y no es difícil si se tiene o se construye la disposición y fuerza de voluntad necesaria.

Mereces sentirte bien

Elige un estilo de vida saludable donde aprenderás a comer lo que tu cuerpo necesita, mientras pierdes peso muy rápido.